sábado, 30 de junio de 2012

los dos recortes de la semana



Dos recortes, a falta de uno. Con uno podemos hacer alguna broma (para soportar todo esto hay que reírse de vez en cuando) pero con el segundo ninguna.


1ª) Los 426 productos farmacéuticos que ya no estarán financiados. En pediatría no son muchos, de los cuales la mayoría deberían, en mi opinión, haberse dejado de financiar hace tiempo como antitusígenos (Dastosín, Romilar, Tuscalman, Flutox, Levotuss, Tautoss,...), mucolíticos (Mucosan, Flumil, Motosol,...), antidiarreicos (Fortasec), etc... Otra cosa es que se ahorre algo con esto. Con anteriores "medicamentazos" se aumentó el gasto al derivarse la prescripción a fármacos más caros que sí que siguen financiados. Más información en este excelente blog y este no menos excelente.


2º) Y el recorte conquense de la semana, terrible para la provincia, para la salud de sus habitantes, para las familias afectadas y que todos debemos conocer:

  •  En primaria: cierre por las noches de numerosos centros de atención continuada de la provincia, una de las más extensas del país (unos 12 centros). ¡Habrá que no ponerse malo por las noches según nuestros gestores!
  • En el Hospital Virgen de la Luz los despidos de:
      • 2 Técnicos de radiología
      • 7 Técnicos de laboratorio
      • 3 Auxiliares administrativos
      • 1 Cocinero
      • 2 Pinches de cocina
      • 3 Celadores
      • 1 Peluquero
      • 1 Pintor 
      • 1 Costurera
      • 31 Auxiliares de enfermería
      • 13 ATS
      • 6 Especialistas (¡al menos!) de Neurofisiología, Oftalmología, Medicina Interna, Cirugía Vascular, Nefrología, Cardiología,... y la eliminación, entre otras, de las guardias de oncología (¡habrá que ponerse malo en horario laboral!).
A estos números fríos yo les pongo cara, nombre y apellidos. También pongo cara a los responsables que toman estas desafortunadas decisiones, si no delictivas, si tenemos en cuenta sus consecuencas sobre la salud de la gente. Muchos de los que os quedáis sin trabajo sois padres/madres de pacientes de mi consulta. Gente joven, con ganas de trabajar y sobre todo, necesarios. Ánimo.


"De todos los fármacos eliminados por Ana Mato del catálogo de la Seguridad Social, el único que no necesitaré son las lágrimas artificiales. He vuelto a llorar de forma natural"
Miserere
Juan José Millás